ActualidadOperaciones y procesosPersonas y organización

Innovación se escribe con C de creatividad

El proceso innovador puede dividirse en dos partes, la creación de la idea y la realización de la misma. Sin la una, o la otra, no hay innovación. Y para poder integrar el proceso de la generación de ideas y la realización práctica de las mismas, hace falta liderazgo innovador. Pero, ¿qué necesita un líder de innovación hoy en día? ¿Más conocimiento de diseño, o más conocimiento de negocio? En el artículo publicado por Innovation Management titulado Innovation is a C-word reflexionan sobre este dilema, llegando a la conclusión que la parte vital del liderazgo en innovación es la creatividad.

De una manera analítica, el artículo repasa las distintas fases en el proceso de la innovación, desde la creación de la idea o concepto, hasta el replanteamiento de la creación, pasando por los medios necesarios para poner en marcha la creación innovadora. Un proceso que, indican, sucede mucho mejor si se trabaja en equipo que de manera individual, y que pasa por las fases del “sentimiento, el visionado, el prototipo y el escalado”. Un interesantísimo artículo que nos descubre las claves para gestionar de manera racional todo el proceso de la creación innovadora

Entrada anterior

Webinar: Customer Engagement, una de las claves de la rentabilidad del cliente

Entrada siguiente

Customer Engagement: Una de las claves de la rentabilidad del cliente